Montañas, Sueños y RealidadesMontañas, Sueños y Realidades
 LukyLuk LukyLuk
lunes 13 de abril de 2009, 09:24:29

Tipo de Entrada: RELATO | 2 Comentarios | 1430 visitas

 

La vida en solitario que penosa es, pero.... al mismo tiempo que bella resulta. Cuando te encuentras solo ante una salida a la montaña porque el compañero te falla, intentas no alterarte, no ponerte de los nervios pensando que todo se ha ido al traste. Recapacitas y decides ir a tu aire, solo, sin nadie más. Te asomas a la ventana y ves que llueve, en la montaña posiblemente sea nieve, poca por lo adelantado del año en que estamos. No tengo cadenas y posiblemente me hagan falta. No importa, tengo una decena de días sin ir al curro y he de aprovecharlos. Quiero estrenar mis esquís nuevos, mis fijaciones nuevas, volver a ponerme aquellos crampones otra vez si es necesario y que me compré en el 83 u 84 de doce puntas, pues eran de los mejores en el mercado, unos Makalú. Sentir el piolet entre mis manos, y lo que más necesito es sentir como los copos de nieve se deslizan sobre mi rostro.Hace sol donde dejo el coche.

Los alrededores están nevados, las pistas de esquí abiertas y empiezo la subida al refugio usando las pieles. Caramba, si que hay nieve aún en este tramo, contra más subo más encuentro. Fabuloso me digo riendo. Claro voy solo y además contento, no se lo puedo comentar a nadie, en todo caso a alguna alimaña que pase por el lado mío, porqué las hay, veo sus huellas, pero no a ellas.

En muchas ocasiones la hospitalidad de las personas hace que uno esté bien en ciertos lugares y en este caso así me pasó. En el refugio de Ull de Ter desde el mes de Diciembre los guardas son otros. Han hecho reformas exteriores y algunas interiores. Se notaba a faltar algún que otro retoque. Cuando llegué nada más había una persona, la compañera y guarda del compañero y guarda de los nuevos guardas.(Creo que me expreso mejor así, jajajajajaja). En pocas palabras, muy bien atendido y charlando de muchísimas cosas hasta que apareció su compañero y ya eramos tres en la tertulia.

Las nubes iban y venían por el Coll de la Marrana y el Bastiments. La Canal Estreta del Grá de Fajol iba cayendo al paso de sus dos alpinistas sin problemas hasta que los vi alcanzar su final angosto.

Mis esquís, mis crampones y mi piolet reposaban en el hall del refugio. Esperaría a mañana para poder ascender al menos al Pic del Bastiments.

Y así llegó la noche, clara y fría, donde poco a poco, cuando la oscuridad iba ganando terreno a luz irían apareciendo las diminutas luciérnagas, estrellas poseedoras del firmamento.

Radio tiempo o radio macuto, versión móvil daba viento y nieve para mañana. Sé que en la montaña, y por experiencia, te puede cambiar la climatología en un abrir y cerrar de ojos. Salía fuera al porche del refugio y miraba a las estrellas pensando que les quedaba muy poco de lucir sus encantos, en menos de seis o siete horas serían engullidas por las nubes amenazadoras de lluvia y viento, de nieve o granizo.

Efectivamente, sobre las cuatro y media de la mañana me despertó un impresionante viento que azotaba el refugio. Vi como habían desaparecido las estrellas, Las nubes corrían desesperadas por ocupar su lugar. Al final la calma y la nieve hizo acto de presencia. Unos finos copos de nieve se iban depositando encima de la capa blanca que ya cubría la montaña. La niebla ocupó su lugar también. Yo seguí durmiendo tranquilo con la única preocupación de que si nevaba mucho no podría bajar a la civilización desde el aparcamiento sin cadenas. Me relajó un poco pensando en qué la época avanzada que estábamos del año no helaría, o quizá apenas nada y el quitanieves subiría para dejar la carretera limpia hasta el aparcamiento de Vallter2000.

A las ocho me levanto. No se puede hacer nada de montaña. Desayuno y me calzo los crampones, coloco los esquís y el piolet en la mochila y con los bastones sigo las huellas del día anterior hasta el coche. No hay nieve abajo. Mientras descendía había caído nieve, lluvia, granizo....Ahora vuelve a granizar mientras me cambio de ropa y calzado. CAP A CASA, UN ALTRE DÍA SERÁ.

Conclusión, que creo que los ángeles o los dioses o los yetis que habitan las montañas no me dejaron ir solo a hollar sus cumbres. Me prevenieron del peligro que corría. Puede que al llegar al refugio aún tenía opción de subir, en este caso fui yo quien me aseguré de no hacerlo por lo tarde que era ya y las nubes amenazadoras en aquel momento.

Aquí podeis ver alguna fotografía: http://picasaweb.google.es/Manelfotografies

LukyLuk-2009




2 Comentarios
Enviado por Ram el lunes 13 de abril de 2009

“La vida en solitario que penosa es, pero.... al mismo tiempo que bella resulta.
Me quedo con esta frase, ánimo que no será tan penosa y el Bastiments sempre hi será. ”
Enviado por Lukyluk el lunes 13 de abril de 2009

“Gracias RAM por gustarte esa frase, pero es pura verdad. No pierdo el ánimo, sabes, el Bastiments es tan bello que vayas a donde vayas por esa zona siempre asciendes a él, yo de hecho he pasado por su cima en varias ocasiones, además tiene unas vistas peciosas, creo que divisas medio Pirineo desde allá arriba,jajajajaja.Como decimos los dos, SEMPRE HI SERÁ. Un saludo.”


Añadir nuevo comentario
Usuario de Madteam.net No usuario




Vista Previa



 

 
MadTeam.net | Suscribirte a este blog | Creative Commons License Blog bajo licencia de Creative Commons. | compartir este enlace en Facebook